San Miguel de Allende, muestra del virreinato y Patrimonio Mundial en México

Publicado por el día 30 enero 2020
San Miguel de Allende en México

San Miguel de Allende en México

Si incluyes Guanajuato en un viaje por México es muy probable que también visites la pequeña ciudad de San Miguel de Allende; solo las separan 75 kilómetros, trayecto que se puede realizar en hora y media.

Igual que Guanajuato, el casco histórico de San Miguel de Allende está incluido, junto al cercano santuario de Atotonilco, en la lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.

Su centro histórico tiene un marcado carácter virreinal, pero su ambiente es bastante diferente al resto de las ciudades cercanas con las que comparte esta característica —Guanajuato, Querétaro, Zacatecas, etc.— y junto a las cuales se suele organizar una espléndida ruta turística.

Centro histórico de San Miguel de Allende en México

Centro histórico de San Miguel de Allende en México

Ello se debe a que desde hace décadas es la favorita de muchos extranjeros, sobre todo estadounidenses, que pasan largas temporadas, sobre todo en invierno.

Primero llegaron los artistas atraídos por la belleza de la arquitectura y la hermosa luz de la zona, luego los estudiantes de español, y más tarde muchos jubilados, que se han instalado definitivamente.

La presencia de esta colonia extranjera ha modificado en parte el ambiente de las calles que rodean el Jardín (la plaza principal) entregándolo completamente al turismo.

Pero también hay que reconocer que muchos de ellos ejercieron hace tiempo una importante presión para preservar las casas y calles, y por todo ello ahora están tan bien conservadas.

Historia de San Miguel de Allende

La ciudad fue fundada con la denominación de San Miguel el Grande a mediados del siglo XVI, como una etapa en el Camino Real que unía la Ciudad de México con los centros mineros norteños de Guanajuato y Zacatecas.

Casa del Mayorazgo de Canal en San Miguel de Allende en México

Casa del Mayorazgo de Canal en San Miguel de Allende en México

Como este camino atravesaba el territorio chichimeca que no estaba controlado por el virrey San Miguel, recibió el título de Villa Protectora.

Vivió su época de esplendor durante el siglo XVIII y entonces se construyeron numerosa iglesias y palacios con una mezcla de influencias españolas, criollas e indígenas.

El título de Patrimonio Mundial se debe a que es un buen ejemplo del intercambio cultural entre Europa y América.

Más tarde jugaría un papel importante en la lucha por la independencia.

Parroquia en Jardin en San Miguel de Allende en México

Parroquia en Jardin en San Miguel de Allende en México

Uno de los principales protagonistas de este movimiento fue Ignacio Allende, originario de San Miguel, y por ello desde 1826 la ciudad es conocida como San Miguel de Allende.

Durante el siglo XIX fue una ciudad muy pobre y aislada, por lo que no evolucionó y quedó como detenida en el tiempo.

Qué ver y hacer en San Miguel de Allende

Ésta es una de las razones por las que conserva intacto su centro histórico.

Ahora, convenientemente rehabilitado, conforma uno de los lugares más atractivos para visitar en cualquier viaje a México.

Casas tradicionales en centro histórico de San Miguel de Allende

Casas tradicionales en centro histórico de San Miguel de Allende

Un paseo por estas calles adoquinadas y flanqueadas por antiguas mansiones con ventanas enrejadas, portales de madera tallada y patios con fuentes es una delicia.

Puede ser una excursión de un día desde Guanajuato o, mejor, un lugar donde pasar al menos una noche, pues la oferta de hoteles y restaurantes es muy abundante.

Plaza El Jardín en San Miguel de Allende

Un buen lugar para iniciar el descubrimiento de la ciudad es la plaza principal, que en este caso es conocida como el Jardín.

Es una plaza arbolada y muy propicia al paseo o a detenerse en un banco; siempre hay vendedores ambulantes de globos y artesanías, músicos y puestos de helados.

Lo primero que llama la atención en el Jardín es la torre de la Parroquia, completamente diferente a la de cualquier otra en México.

Casa natal de Pedro Vargas en San Miguel de Allende en México

Casa natal de Pedro Vargas en San Miguel de Allende en México

La iglesia es del siglo XVII y es bastante convencional, pero la torre, de un curioso estilo pseudogótico, es sorprendente.

Se dice que la concibió un artesano local hace más de un siglo después de ver una postal de una iglesia belga.

Reserva hotel para tu viaje en Booking.com

Museo Histórico de San Miguel de Allende

Al lado se encuentra el museo Histórico de San Miguel de Allende, en el que se muestra la importancia que tuvo Ignacio Allende, el hijo predilecto de la ciudad, en la historia del país.

Cinco años después de la independencia ya le habían dado su apellido al nombre de la ciudad, el cual todavía conserva.

Artesanía típica en San Miguel de Allende en México

Artesanía típica en San Miguel de Allende en México

Un momento que no hay que perderse es la caída de la tarde en el Jardín, cuando las copas de los árboles de llenan de pájaros que buscan un sitio para dormir, la torre de la iglesia se ilumina, y es muy probable que aparezcan varios grupos de mariachis para cantar sus canciones a los paseantes que las solicitan.

Se puede buscar una mesa en alguno de los locales cercanos para tomar una bebida y disfrutar del ambiente.

Iglesias y palacios del virreinato

Un paseo por las calles cercanas permite descubrir el tesoro arquitectónico de San Miguel de Allende, en el que abundan las iglesias y las grandes mansiones del tiempo del virreinato.

Y otros detalles de la historia y la cultura como encontrar la casa natal de Pedro Vargas, uno de los mayores exponentes de la época dorada de la canción mexicana.

Escena callejera en San Miguel de Allende en México

Escena callejera en San Miguel de Allende en México

Uno de los palacios más imponentes es la Casa del Mayorazgo de Canal, que es conocida como la Casa del Conde, aunque sus dueños nunca tuvieron ese título.

Es uno de los mejores ejemplos de arquitectura civil novohispana en el centro de México.

Para visitar San Miguel de Allende, puedes apuntarte a una excursión desde Ciudad de México que te permitirá visitar esta ciudad del virreinato, incluyendo una visita guiada de su centro histórico.

También tienes la opción de apuntarte al Circuito de 7 días por las Ciudades Virreinales, en el que se incluye la visita de San Miguel de Allende.

Si ya estás en la ciudad, aquí tienes amplia información sobre los mejores tours y visitas guiadas que puedes hacer en San Miguel de Allende.

La fachada con columnas corintias, símbolos heráldicos y la imagen de la Virgen le dan un aspecto majestuoso.

Oratorio de San Felipe Neri en San Miguel de Allende

Oratorio de San Felipe Neri en San Miguel de Allende

La lista de iglesias es inacabable, pero todas presentan algún detalle de interés.

La de San Francisco se construyó con los beneficios de las corridas de toros, y la de Nuestra Señora de la Salud formó parte del colegio de San Francisco de Sales, donde estudiaron todos los patriotas locales que lucharon por la independencia.

El Oratorio de San Felipe Neri fue construido por artesanos indígenas que le dieron un carácter diferente a las otras iglesias.

La decoración, la piedra rosada y numerosas leyendas sobre tesoros escondidos bajo el altar le dan un toque diferente.

Hotel Casa de Sierra Nevada en San Miguel de Allende

Hotel Casa de Sierra Nevada en San Miguel de Allende

Mercado y galerías de arte en San Miguel de Allende

Cerca se encuentra el mercado El Nigromante y en él aparece ya el México más original, con sus puestos de comida, enseres y hierbas curalotodo.

En San Miguel de Allende abundan las galerías de arte y se dice que tiene la mayor densidad de estos negocios de cualquier ciudad mexicana.

De cara a planificar tu viaje, aquí tienes amplia información con los mejores sitios que ver y visitar en México

Y las tiendas de artesanía tienen la  mayor oferta de todo el país.

Detalle arquitectónico en San Miguel de Allende

Detalle arquitectónico en San Miguel de Allende

Casa Maxwell, en la calle Canal, es una de las más grandes, pero hay muchas más.

Por supuesto la oferta hotelera es muy abundante y, en general, la calidad de los alojamientos es superior a la media del país.

Como en muchas ciudades coloniales, algunos hoteles ocupan antiguos edificios restaurados.

Algunos mantienen su ambiente tradicional mientras que otros prefieren una decoración más moderna.

 
Categorías: México | Etiquetas: , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *